Una reunión de manual

Foto de los asistentes a la 45ª reuniónLa 45ª reunión del Club Parlanchines fue de manual: Los roles habían sido repartidos con suficiente antelación, se empezó con puntualidad y cada miembro cumplió con su papel de forma impecable. Una vez más dimos la bienvenida a nuevos invitados que nos miraban pensando “¿pero esto de qué va?”.

Pablo, que ejerció de presentador de la reunión, enseguida se encargó de explicarles quiénes somos y en qué consiste la organización Ágora Speakers International a la que pertenece el Club Parlanchines.

Discursos preparados y evaluaciones

Los discursos preparados por Tempo e Irene como parte de nuestro Programa Educativo cumplieron con sus objetivos y sus evaluadores Frank y Esther se encargaron de resaltar sus aciertos, así como de corregir sus errores de forma constructiva. Os recuerdo que aquí no hay profesores ni alumnos sino miembros de un club que se ayudan mutuamente para ir mejorando sus capacidades de comunicación y liderazgo con cada reunión.

Discursos improvisados e informes

Frank coordinó los discursos improvisados y consiguió que nuestros invitados de animaran a participar. Esta sección, que se repite en cada reunión, es la mejor manera de tomar contacto con el escenario y empezar a perder el miedo que muchos tenemos a hablar en público.

Y en los roles de apoyo habituales, en esta ocasión tuvimos a Javier como cronometrador y a Santiago contando muletillas que fueron tan meticulosos como siempre.

Si has leído esta reseña pero aún no nos conoces y sientes curiosidad por saber más, te invito a que vengas a nuestra próxima reunión.

5 (100%) 2 votes

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.